Archivo por mes: diciembre 2014

Cómo llegar a Belén sin pasar por el mall

Se podría pensar que las grandes tiendas se han convertido en verdaderos templos de la piedad popular. Junto al infaltable pino iluminado y al Viejito hipócrita que engaña a los niños y enfurece a los papás, se levantan pesebres con reyes magos y pastorcitos. Los ángeles con voz celestial entonan Noche de paz, envolviendo el recinto comercial en un falso clima devocional.

Leer más

La esperanza

Esperanza hay y no dejará de haber. Es porque al amor de Dios no se acaba nunca, para nadie. Su ternura es universal. No excluye a ninguno. Su apoyo es incondicional. No te abandona para siempre, aunque a veces se sienta que ha escondido su rostro.

Leer más

Terapias para cambiar estilos de vida: Homosexualidad y Psicoterapia

Pese a que la condena pareciera ser generalizada, ello no asegura que se haya abandonado la creencia que hace de la homosexualidad objeto de expectativas de cura y de cambio. Es más, esta convicción continúa vigente en distintos contextos e instituciones, muchas de ellas vinculadas a la salud mental, la educación y la religión.

Leer más

Que abunde la indignación, no el miedo

Necesitamos eliminar el miedo a perder lo poco que tenemos, especialmente a nivel más personal. El miedo paraliza y nos retrae, impide ampliar la mirada para reconocer la necesidad de todos los ciudadanos de nuestro país. Necesitamos recordar que en lugar de consumidores con derecho a reclamo, somos ciudadanos con derechos y deberes.

Leer más

Cielos nuevos y tierras nuevas

Después del Concilio, el pueblo de Dios comenzó a ensayar con un nuevo método para incentivar la iniciativa entre los seguidores de Cristo. Amar como él amó significa alimentar al hambriento, vestir al desnudo y consolar al prisionero. ¿Por dónde empezar, para amar más a quién más precisa?

Leer más

El sínodo extraordinario con ojos de mujer

¿Cómo mirar con ojos de mujer una institución donde ninguna mujer tiene voto? Algunos padres de familia sentirán algo parecido: están representados como hombres, pero no como laicos o padres. Qué bien, en ese contexto, que algunos cardenales y obispos hayan reconocido públicamente que de vida familiar no saben mucho. Puede que no sepan, pero deben escuchar.

Leer más

Anestesiados

El evangelio llama a estar atentos, a fijarse en lo que está sucediendo en cada rincón de esta aldea global. Los discípulos de Jesús vigilan los signos de los tiempos. No es para meterse en asuntos ajenos, sino para asumir la responsabilidad por el conjunto. Nadie sabe cuándo el Padre celestial va a pedir cuentas.

Leer más