El discurso del hombre, por Tomás Manuel Fábrega « en Territorio Abierto

El discurso del hombre

(cc) taringa.net

(cc) taringa.net

Viejos camaradas:

hoy mi deber era llamarles por sus nombres
dejar las lisuras
recuperar mi cuerpo
vencer junto a ustedes
pensarles un instante
vivirles
mostrarles mi alma
pura, tácita, sincera

soy un llanero.

Llanero que canta como exprime las verduras de occidente
que no deja su tierra ni por más que no entiendan
ni por más que la entreguen a la corona escuálida
y al tirano burgués.

Llanero que llora en la gran ciudad
por nostalgia del futuro
del pasado de las cosas
del pasado de los himnos.

Llanero que ama en los palmares
en las galeras
en los arreos
en los cajones
en el liderazgo del relincho sangrando
y en la quirpa del joropo donde llegan las mujeres.

En infinidad de elementos, que no importan
que sería en vano describirlos
solo puedo contarles, camaradas: llegué.

llegué a la explanada ayer,
tras una insólita mención de un extranjero.

y escuché epopeyas, leyendas.
¡Que nada envidiaban de los griegos!
de los nórdicos.

Los llaneros son los hombres más bravos
y doy por finalizada mi nacionalidad.

Renuncio a mi patria, mi patria son los llanos.

Cuánto les diría de lo que recién ante-ayer coseché
cuánto les diría del pájaro que chilla por las mañanas de la llanada

Sólo sé que nada de lo escrito convoca
y mañana, sí, mañana
en un mañana junto a ustedes
el llano será la sede del gobierno del altísimo.

 

* Tomás Manuel Fábrega es poeta de la revista Puentes Amarillos. Nacido en 1996. Estudia en el colegio San Ignacio El Bosque.

Artículos relacionados

Importante: Recuerda que, al comentar una columna, aceptas las reglas y directrices de nuestro blog. Todos los comentarios serán sometidos a moderación por parte del equipo editorial.